La Presentación: El día 27º

Llegamos al final de este tiempo fuerte de misión. Hoy, realizadas ya todas las reuniones previstas, sólo tenemos que ir, como se dice, atando cabos y buscando concretar compromisos.

El tiempo de continuidad que ha comenzado ya, sin  las habituales reuniones de misión de estas dos últimas semana, es el tiempo importante en el que se irá viendo donde ha caído la semilla (de mejor o peor calidad), si en el camino, entre zarzas, entre piedras o en tierra buena.

Los encuentros continuarán, pero de otra forma y no tan seguidos.

 

[box]Mañana, domingo, celebraremos la Eucaristía final del tiempo fuerte de misión presidida por el Sr. Obispo, D. Manuel.[/box]

¡Sirvan estas líneas de invitación!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *